, ,

Cuando la marca personal del empleado canibaliza a la propia empresa


[Escrito Febrero 2015]

Este post se iba a titular ¿Quién se ha llevado mis followers? pero al final por ajustar las keywords a la temática fui más descriptivo.

Las empresas nos contratan para realizar un trabajo. Tu nómina sale de las competencias reflejadas en tu contrato laboral. Tu puesto de trabajo conlleva que tengas acceso a información antes que nadie.

Mi reflexión frente a esto es: ¿Qué es antes, tu marca personal o la empresa?, ¿Dónde está el límite?, ¿se puede/debe trabajar tu marca personal en horario laboral?, ¿sólo si eres social media puedes trabajar la marca personal en horario laboral?, ¿se están aprovechando algunos empleados del desconocimiento de la empresa de este tipo de prácticas?, ¿esta regulado en las empresas la marca personal?, ¿realmente salen los dos fortalecidos (empresa-empleado) de esta relación?, ¿qué no hayan canales corporativos justifica que el empleado emita la información desde sus canales?.

Crezcamos juntos, pero pasa tu primero".

De todos es sabido que uno se debe a su empresa, para eso le pagan, a mi modo de ver, el empleado debería emitir la información en los canales corporativos de la empresa y si quiere en una segunda instancia compartirlo/retuitearlo en sus perfiles personales, pero el canal emisor debería ser la empresa. La excusa de que los responsables no se enteran ya no sirve. El desconocimiento no exime del cumplimiento.

Evidentemente, no puedo estar en contra de la marca personal, soy Social Media y plenamente consciente del cambio de paradigma en el que nos vemos inmersos. Pero me veo obligado a hablar de este tema porque cada vez son más los casos que observo de este tipo de prácticas que me preocupan. Veo tweets personales en primera fila con los ponentes antes que los oficiales, veo gente que duplica contenido en su blog personal, tweets anunciando actividades antes que la propia empresa, a veces se generan comunicaciones en las que ni siquiera  se menciona a la marca, existiendo un desconocimiento o ignorancia de los hashtag que son oficiales. ¿Es posible enterarse antes por los canales personales que por los oficiales de la empresa?. En fin, mi teoría en este aspecto es contundente, el primero que emite se lleva el premio, y de emitir sería la empresa primero y el empleado comparte. ¡Campeón/a! si no fuera por la empresa no estarías allí. El resultado es que el empleado crece en prestigio a costa de la empresa o no. :(

Por supuesto que todo dependerá de la empresa de la que estemos hablando, no es lo mismo una pequeña que una gran empresa, y además también dependerá del empleado concreto, un influencer con años de experiencia que un recién graduado. Tampoco es lo mismo un puesto de dirección con unas responsabilidades y acceso a una información concreta que la de un técnico.

A pesar de esto, no negaré que muchas veces son las personas las que viralizan los productos de las empresas y son las mismas empresas las que salen reforzadas con esta relación. El sueño de todo CM tener un escuadrón de empleados que generen contenido de marca y hablen de tí... Pero el emisor oficial siempre debería ser el canal de la empresa, (aunque sea desde el móvil personal del empleado).

Si me pongo en el lado del empleado podría decir que si la empresa pagara y cuidara suficiente a sus empleados esto no sucedería. Por supuesto, que detrás de la marca siempre hay PERSONAS. Pero hasta ahora esas personas estaban en la sombra. Ahora se hacen autobombo, hacen público su trabajo y en muchos casos ya no se reverencia a la marca sino a las personas que han hecho posible esos éxitos. Si la persona se va, se lleva su marca consigo. Bien es cierto, que en muchos casos una persona genera más credibilidad y engagement que una empresa. Sé que estoy poniendo el dedo en la llaga. Entono el "mea culpa" si he actuado de la forma que critico en el post. Estas tendencias van a más, y a mi modo de ver,  las empresas no están regulando lo suficiente lo que los empleados hacen con su marca personal.

Lanzo otra reflexión si contratas a una persona que tiene 10k followers, ¿la empresa lo tendrá en cuenta?, ¿la empresa se lo va a pagar o es un patrimonio personal de él? . Todo esto son temas nuevos que muchas empresas NO están contemplados. No existe actualmente un libro blanco de buenas prácticas.

Dicho esto, en mi último post: "La intranet social: hacia una comunidad web más colaborativa" apuesto y defiendo la participación y escucha al empleado.

Ni que decir tiene que NO soy portador de la verdad absoluta, el objetivo de esta entrada es simplemente la de concienciar y dialogar abriendo un interesante debate.

Y tú, ¿qué opinas? ;)

¿Piensas que en ese intercambio de intereses de la Marca de la Empresa con la Marca Personal ambas salen beneficiadas?



0 comentarios:

Publicar un comentario